El museo de Teruel experimenta un crecimiento de visitantes del 5,4% en el año 2016

La tendencia experimentada en 2015 se ha vuelto a ver reafirmada en los últimos doce meses y el Museo de Teruel terminó el año con un nuevo aumento de visitantes al espacio expositivo perteneciente a la Diputación Provincial de Teruel, que lo convierte en la segunda mejor cifra de la historia, únicamente superada por el año 2008, en el que tuvo lugar la Exposición Internacional de Zaragoza y cuya cita propició la llegada de un importante número de turistas a toda la geografía aragonesa.

Tal y como indican los registros recogidos durante el año 2016, el Museo de Teruel recibió un total de 37.797 visitantes en el último año, cifra que supone un incremento del 5,4% con respecto a 2015, en los que fueron 35.860 las personas que visitaron el centro expositivo, y una variación positiva del 22,1% con respecto al promedio de los últimos siete años, en los que la cifra resultante es de 30.942 personas.

Teniendo en consideración exclusivamente la comparativa directa entre el año recientemente finalizado y el inmediatamente anterior, los meses que han experimentado un crecimiento más notorio han sido, por ese orden, junio (+57,30%), julio (+49,37%), marzo (+46,70%) y enero (+30,80%). Las cifras hablan por sí solas en el caso del sexto y séptimo mes del año, en el que han crecido en 1.009 y 828 personas respectivamente el número de visitantes al Museo de Teruel.

Si se establece la comparación con el dato desestacionalizado del período 2009-2015, los tres primeros meses del año y el último han resultado ser los que han arrojado un crecimiento más destacado. Especialmente significativo son los 4.153 visitantes de marzo, que frente a los 2.085 de promedio anterior deriva en un crecimiento del 99,18%. Igualmente notorio es el aumento del 64,65% de enero, el 45,04% de febrero y el 48,75% de diciembre.

Otra de las tendencias que se han visto reafirmadas en 2016 ha sido el cada vez mayor peso específico que poseen los visitantes extranjeros en la cifra global. Así, en los últimos doce meses han sido el 4,8% del total, con un predominio de personas procedentes de Francia (27,9%), Reino Unido (19,86%), Holanda (8,5%), Alemania (4,2%), Rusia (3,01%) y China (2,73%). Junto a ellos son significativos también los visitantes procedentes de Italia, Rumanía, Bélgica, Estados Unidos, Argentina y Japón.

Todos esos guarismos han sido presentados este jueves por el diputado delegado del Museo de Teruel, Juan Carlos Gracia Suso, y por el director del centro, Jaime Vicente.

Para Gracia Suso, las cifras “son la prueba evidente del gran trabajo que está realizando el Museo de Teruel en los últimos años y que, en una provincia cada vez más turística como la nuestra, se ha convertido en lugar de referencia cultural y de visita obligada para conocer nuestra historia y también propuestas culturales de enorme calidad y notable interés”.

La línea de trabajo desarrollada el último año, calificada por Gracia Suso como “exitosa, pegada a la demanda de los turolenses y dinamizadora cultural de una provincia que tiene mucho que enseñar”, va a seguir siendo similar según las manifestaciones del diputado responsable del Museo de Teruel. “Continuaremos acercando a los turolenses y a nuestros visitantes exposiciones temporales que nos enseñen las diferentes manifestaciones artísticas, mostrando la historia de un territorio que tiene una amplia trayectoria a sus espaldas y promoviendo actividades complementarias como talleres o visitas tematizadas que se han demostrado como un rotundo éxito”, ha explicado el responsable provincial.

Una valoración que ha sido también muy positiva por parte del director del Museo de Teruel. En lo que a las estadísticas hace referencia, ha recalcado que “confirman el sostenido crecimiento experimentado a lo largo de todo el año, con incrementos muy significativos en los meses de enero, marzo, junio, noviembre y diciembre”, un hecho que indica “una clara desestacionalización del turismo de la ciudad y un incremento en el uso del Museo como instrumento educativo por parte de los colectivos relacionados con la enseñanza”.

Jaime Vicente ha destacado a su vez la valoración “tremendamente positiva” de las actividades complementarias del Museo de Teruel. “Hemos detectado una creciente demanda de propuestas como talleres, visitas guidas o tematizadas que intentaremos satisfacer en el futuro y comenzando por el 2017 que acaba de empezar”, ha explicado.

Asimismo, Gracia Suso y Jaime Vicente han resaltado también la gran opinión que tienen los visitantes de las instalaciones, las colecciones y la atención prestada por el personal del Museo de Teruel. “Todo ello está provocando que la afluencia sea cada vez mayor y que la satisfacción de los que acuden al espacio museístico de la Diputación Provincial de Teruel sea muy destacable”, por lo que han querido también “felicitar a todos los que están propiciando unas cifras muy destacadas que nos animan a seguir en la misma línea de trabajo”.

ACTIVIDAD CULTURAL CONTEMPORÁNEA Y NUEVAS COLECCIONES

 Junto con la muestra permanente que pueden visitar todos aquellos que deciden acudir a las instalaciones del Museo de Teruel, éste también alberga en su espacio un buen número de exposiciones temporales que vienen a complementar la oferta cultural que desarrolla durante todo el año. En los doce meses pasados se han organizado un total de ocho muestras de carácter temporal que han recibido un total de 40.466 visitantes y que supone un incremento del 36% con respecto a 2015, a los que hay que agregar los sesenta y un actos culturales diversos que se han llevado a cabo en el centro de la Diputación Provincial de Teruel y que refuerzan su papel central en la vida cultural de la provincia.

El Museo de Teruel durante el pasado año ha incrementado también de forma notable sus colecciones gracias al ingreso de 1.870 obras, tanto de carácter arqueológico, como etnográfico y de arte contemporáneo. El interés de estas colecciones se ve refrendado por la creciente demanda de préstamo de obras para exposiciones organizadas por las más diversas instituciones, destacando este año los efectuados a los museos de Santa Fe en New Mexico (con cerámicas vinculadas con la cultura judía), Menoría (coraza de Calaceite), Museo Arqueológico Regional de Madrid (armamento romano de La Caridad) o Centro Cultural Matadero de Madrid (piezas etnográficas para la exposición “Carmen”); así como por la colaboración constante con otros espacios de nuestra provincia como el Museo Salvador Victoria de Rubielos de Mora o con actividades que desarrollan ayuntamientos como Alcañiz, Calamocha o Puertomingalvo, entre otros.

También es digno de mención el incremento experimentado en la demanda de visitas guiadas, talleres y visitas especiales tematizadas, “que demuestran el interés que suscitan las instalaciones y que se vio fielmente reflejado en el Día Internacional de los Museos que giró en torno a los procesos de migración y contó con una muestra de Remedios Clérigues y María Ángeles Pérez”, ha destacado Jaime Vicente. Un hecho al que también hay que unir las experiencias piloto de participación en redes sociales y la modernización de la página web del Museo.

ARQUEOLOGÍA Y ETNOGRAFÍA

 El ejercicio 2016 también ha sido “tremendamente positivo” según el diputado delegado y el director del Museo en materia arqueológica y etnográfica. Destaca la intensa actividad arqueológica, tanto en lo referente a la investigación, como en la conservación y difusión del patrimonio arqueológico turolense. Las excavaciones en la ciudad romana de La Caridad, centradas en el descubrimiento de una nueva casa con un importante ajuar doméstico, continúan ofreciendo datos fundamentales para el conocimiento de la implantación del mundo romano en la península y que se han dado a conocer en diversas comunicaciones, fruto de su notable interés, en el Congreso Internacional sobre Cultura Material en la Hispania Republicana, además de en varios artículos en revistas especializadas y actas de congresos. A ello hay que sumar también la labor de conservación y restauración del yacimiento a cargo del Taller de Empleo de la Comarca del Jiloca.

Por otra parte, se ha desarrollado la segunda fase del proyecto “Estudio del poblamiento andalusí en el Sur de Aragón”, con excavaciones en los yacimientos de Alcañiz el Viejo (Alcañiz) y Cabezo de la Cisterna (Alba del Campo), con participación de grupos de estudiantes procedentes de varias universidades españolas. En la misma línea de trabajo se celebraron las “II Jornadas de Arqueología Medieval en Aragón. Al Andalus antes, durante y después de la crisis. Perspectivas desde la cultura material”, centradas en el análisis de las investigaciones realizadas en los últimos 10 años sobre la cultura islámica en Aragón.

En cuanto a la conservación del patrimonio arqueológico, además de la intervención en La Caridad, el Museo de Teruel ha asumido los trabajos de limpieza y mantenimiento de los poblados ibéricos de El Palomar y Cabezo de San Pedro en Oliete, el yacimiento celtibérico de Alto Chacón (Teruel) y la villa romana de La Loma del Regadío en Urrea de Gaen, con el fin de garantizar su perfecta conservación y comprensión por parte de los visitantes. La restauración de un número notable de bienes arqueológicos, junto a los trabajos de catalogación y estudio de colecciones, así como el apoyo a los diferentes grupos de investigación y estudiosos del patrimonio turolense mediante el apoyo científico y técnico, y el asesoramiento en la utilización de los fondos de la biblioteca especializada  del Museo, completan las intervenciones en esta parcela.

A su vez, las labores en materia etnográfica se han centrado en la limpieza y restauración de parte de la colección de utensilios agrícolas, y en la catalogación de colecciones integradas en los últimos años.

TRABAJOS DE AMPLIACIÓN DEL MUSEO DE TERUEL

 Si el 2015 pasó a la historia del Museo de Teruel como el año en el que se finalizó la construcción de los nuevos almacenes de la Diputación Provincial de Teruel para albergar los fondos y colecciones del espacio cultural y del Instituto de Estudios Turolenses, así como el archivo general y el almacén de Cultura y Turismo de la Institución, el 2016 ha sido el del inicio de las obras de ampliación del Museo de Teruel en las dependencias del Palacio del Marqués de Tosos.

Durante este año, las actuaciones que se han desarrollado han estado centradas en la consolidación de las fachadas, el traslado de los elementos más significativos para su posterior reinstalación y en la realización del excavado de los sótanos, así como en la cimentación del edificio. En este momento se están reconstruyendo los forjados y próximamente se procederá también a la instalación de una cubierta provisional para mantener protegido el interior del Palacio.

Uno de los hechos más significativos de las obras ha sido la detección de diversos restos arqueológicos de cierto interés. Se trata de los sótanos de una vivienda del siglo XV y los restos de un horno alfarero del siglo XIII, que fueron excavados completamente para su conocimiento y recuperación de materiales asociados.

Todos estos trabajos, más los que se desarrollarán en el futuro, ponen de manifiesto “la apuesta decidida por ampliar las instalaciones del Museo de Teruel para dotarle de mayor contenido y de un mayor número de propuestas culturales que sigan haciendo de él uno de los lugares de referencia de la cultura de nuestra provincia”, ha destacado Gracia Suso. “Disponemos de un rico patrimonio que queremos poner en valor y para ello la ampliación del Museo es nuestra acción más destacada porque nos permitirá aumentar de manera muy importante nuestras posibilidades”, ha añadido el diputado delegado que ha recalcado a su vez que para seguir desarrollando la ampliación del espacio han solicitado una partida de 925.000 euros al FITE de 2017.

Related posts

Leave a Comment